Martes, 28 Febrero 2017 00:34

Contar muertos como quien cuenta patatas Destacado

Escrito por

El pasado mes de junio recordábamos cómo la dimitida directora de la DGT se permitía en determinada etapa de su vida criticar lo mismo que ella -unos pocos años más tarde- iba a conseguir hacer mucho peor que sus predecesores criticados.

A la Sra. Seguí no le parecía bien cómo se contabilizaban los fallecidos en accidentes de tráfico en España y citaba en sus conferencias la «inaceptable» diferencia de 109 fallecidos (un 2%) entre los cómputos realizados para el año 2002 por el Instituto Nacional de Estadística (INE) y la Dirección General de Tráfico (DGT).

Pero lo que ella nos iba a traer nos iba a dejar atónitos.

En nuestra anterior publicación ya explicamos que el destino -o la mala suerte- quiso situar a esa señora al frente de la DGT en el año 2012, y poco tardaron en aparecer los resultados de su gestión:

  • En 2013, la DGT presentó 127 fallecidos menos que el INE, casi un 8% de diferencia.
  • En 2014, la DGT presentó 185 fallecidos menos que el INE, un 11% de diferencia.

Y ahora acabamos de conocer una nueva información:

  • En 2015, la DGT presentó 191 fallecidos menos que el INE, 11.3% de diferencia.

Recordaremos de nuevo que María Seguí tomó posesión de su cargo prometiendo mejoras en todo lo referente a los datos de los accidentes de tráfico. Y con esto, ya está casi todo dicho.

Los fallecidos en accidentes de tráfico no pueden ser objeto de estimaciones estadísticas que puedan ajustarse para sacar los resultados que nos interesen. Cada fallecido en accidente de tráfico merece el respeto de ser tratado como la persona que fue y no puede ser objeto de predicción estadística.

Un país avanzado no puede decir a través de su Instituto Nacional de Estadísitica que ha tenido 1880 fallecidos en accidentes de tráfico y que su máximo órgano responsable de Tráfico solo reconozca 1689. Esto no es serio, no es riguroso y, más importante, no es respetuoso con las personas fallecidas.

Le pedimos a la Dirección General de Tráfico que por favor articule los mecanismos necesarios para evitar este bochorno estadístico.

Compartir